Asco naúseas y un poco más.
No tengo filtro en este momento, decidí dejarlo por hoy.
Sólo por  hoy ser totalmente  visceral, vicerotonomanía.
Será que la tensión minó mi tranquilidad, tal y como un resorte,
salí, desde mi estado potencial hasta el del verdadero movimiento.
Tienes un miedo gigante, titánico a comprometerte,
es fácil cuando uno esta lejos, es muy fácil…culpar a las situaciones,
a la distancia, a los malentendidos, a las palabras inadecuadas.
Al genio y al egoísmo del otro.
Es facil victimizarse y sentirse atacado, sentirse incomprendido,
poner como escudo una generosidad a medias.
Me pregunto ¿Qué hay de atractivo en obtener pequeñas victorias personales,
provocando una  escalada -ensala también- de sentimientos oscuros en el otro?
Me dejaría alegremente poner un grillete, unas  esposas y anillo por collar,
siempre y cuando sintiera que la contraparte retribuye igual.
Me lanzaría  en picada feliz hacia tí, si supiera que estarás aqui,
esperando por mi, con un colchón de plumas sobre las nubes.