Estaba inmóvil en esa silla, mirando como el mundo se movía  a su alrededor.
La perplejidad no era mental, sino física.
esa quietud obligada lo hizo reflexionar sobre muchos aspectos de su vida;
que quería para su futuro, Chile o el extranjero, campo o ciudad
a quién quería tener a su lado, o tal vez sería un cazador sin exito toda su vida;
viajes y proyectos,qué lugares visitar, románticos, poéticos, rústicos, ultramodernos?
¿Solo o acompañado?……amigos…en las buenas, y acercamientos…esperados.
Anécdota y lección a la vez, aprobada no en primera instancia,
Si no aprendía ahora, pienso que tal vez nunca lo haría.
Macabra y dolorosa forma que da la vida a obligarte a hacer un STOP.
….y de pronto tuvo una pregunta, cosa que no acostumbraba,
¿En qué estoy utilizando mi vida?
Fue ahí, que de pronto las imágenes borrosas, cobraron cada vez  mayor nitidez.
Cada cuadro era tal como lo que deseaba, una imagen, que hacía que todo
cobrara sentido, no había vacio y una dicha feliz recorría cada una de sus arterias…..
De pronto despertó…sacudió su cabeza, y dio una gran bostezo, se pegó en los
nudillos contra su móvil de metal, su cabello estaba  bastante largo,
su barba parecia la de pedro Picapiedra,
otro gran bostezo y dijo: que pesadilla más cuática!!!
como si todo tuviera que tener un significado, sonó el teléfono y quedó para
más tarde en el depto de ludovica.
Mientras pescaba la consola y hacia ejercicio en el Wii Fit. 
 
Anuncios