Quiero ir a Copennhague.
Los más felices del mundo.
El país  donde  hay más  bicicletas que habitantes,
incluso más que celulares o laptops.
La usan pero, ni  si quiera es  por conciencia  ecológica, es  por comodidad,
de materiales inesperados y diferenciadores, de carbono o de bambú.
Miles de estacionamientos, códigos furiosos y muchos kms de ciclovías.
Hay incluso algunas con carritos para llevar niños. Al estilo motoneta.
Competencia directa de los  autos.
Modelos al estilos de Providencia con bici urbanas de préstamos.
Por pocas Coronas puedes  ser un Rey.
Directores de Bancos, Primeros Ministros e Indigentes.
Todos Iguales, Todos arriba de la chancha.
 
Anuncios