20150105_233210

Somos animales sumergidos en la realidad,

a veces no podemos dormir  tratando de mentener

un recuerdo vivo,

alumbrando con candelas el olvido.

Iluminarte de día y apagar la noche

para que tus recuerdos no sean fugaces,

iluminartes entre medio de toda la multitud de avatares,

humanizarte de a poco.

Cruzarnos por la vereda de enfrente y

recorrer parte de la virtualidad.

Luz, olores, colores. Ancestros.

Nuestros ojos ya no son indiferentes,

convergemos y nos adjudicamos sentimientos.

Déjame que esta vez yo sea la última que apaga la Luz.