#LaGenteAndaDiciendo #NomasAFP  Y la portada de #LUN  #LasUltimasNoticias es el Mapa de los futbolistas distribuídos en el mundo.

lun portada

Aunque les hubiera gustado que toda esta gente apostada en las calles de Santiago fueran los asistentes a una jornada futbolera, ellos fueron los asistentes a la Primera Jornada del Principio del Fin.

Como se nota Goebbels aún en estos días en la mano de los medios.

Principio de la transposición: Si no puedes negar las malas noticias, inventa otras que las distraigan.

Principio de la vulgarización: Toda propaganda debe ser popular, adaptando su nivel al menos inteligente de los individuos a los que va dirigida. Cuanto más grande sea la masa a convencer, más pequeño ha de ser el esfuerzo mental a realizar. La masa tiene gran facilidad para olvidar.

Principio de la silenciación: Acallar las cuestiones sobre las que no se tienen argumentos y disimular las noticias que favorecen el adversario, también contraprogramando con la ayuda de medios de comunicación afines.

Siempre hemos sabido que quieren que sepamos lo que ellos quieren, que vayamos a los conciertos de grupos de “moda” porque unos cuantos meses antes comienzaron a programarlos. Y eso va desde lo que pensamos con la comida que nos da Monsanto en sus semillas hasta lo que vestimos. Se supone que es un poco más inteligente eso de meternos el dedo en el ojo. Esto es tan grotescamente evidente que ya es un insulto.

Se nos olvidó el Cartel de las Farmacias, se nos olvidó el Cartel del Confort, y etc, etc. Y aunque los Carteles estén en Mayúscula, Negrita, Subrayado y Destacado algunos lo olvidaremos. Si ni cuando podemos elegir elegimos bien, que queda para el resto. En las AFP dónde no tenemos escapatoria, dónde estamos obligados por ley a dar más de lo que se le dio al clérigo en la antigüedad, éstos nos sacan más del Diezmo Eclesiástico, y ni aún así nos rebelamos.

Sé que uno no debe hacerse cargo de lo que hace su familia, José Piñera fue el cerebro de esta reforma.

Ay Bernardino, ¿Se revolcará en su tumba?

Ay Sr Olate gracias por hacer esto más efervescente.

El abuso sistemático ha durado 35 años, más de lo que llevó la Dictadura, suena a palabra de la época de Pinochet, suena a violación. Todas las semanas aparecen nuevos escándalos de corrupción. El 20 % de nuestro sueldo alimenta el sistema especulativo del mismo que somos víctimas. Nos obligan por ley a condenarnos a la miseria, eso desde que entramos al sistema laboral, la camisa de fuerza de las AFP. Y tienen el carerajismo de analizar las enfermedades sicológicas de la fuerza de trabajo chilena. ¿Cómo no va a ser así?

Más aún si las autoridades tienen los oídos tapados.