TOFI

Un compañero fiel que se convierta también en un amigo fiel.
Ese que se siente orgulloso de ti, de acompañarte, quiere pasar todo el tiempo del mundo contigo, quizás porque qué sabemás que tú, quizás tiene esa sabiduría de los ancianos en que sabe que no estarás mucho tiempo aquí, sabe que es mejor aprovecharlo.
Mirarte, hacerte fiesta y moverte la colita, pasar su lomo entre tus piernas.
El siempre te levanta y tú lo levantas a él. ¿Sabes por qué?
Porque te ama incondicionalmente.
Nunca te abandorará en la calle. Nunca te dejará esperando, nunca te negará delante de su familia perruna.
El me dijo al oído que no puedes darte el lujo de perder el tiempo, de no involucrarte de verdad, de estar deprimido.
Me dijo disfruta del cielo azul, acepta lo bueno, y jamás dejes escapar lo que vale la pena.
Los sueños cambian dilo oportunamente, no seas reaccionario,
no postergues a los más importantes, no des señales duales.
No digas una cosa y hagas otra. No digas una cosa a solas y hagas otra en público.
Este amigo crea un mundo bueno, confortable, cálido, lleno de amor, confianza, y por absurdo y violento que parezca, se desvanezcan sueños, esta estoico y e incolume a tu lado. Es más crea una burbuja dónde pareces flotar.

Me dijo también “las mujeres saben cuando alejarse a pesar de estar enamoradas”, “… pero eso sucede cuando haces todo lo anterior que te recomendé no hacer.” Me gustaría a veces que algunos hombres fueran cómo los perros.